ES DE HÉROES SONREIR CUANDO EL CORAZÓN TE PIDE LLORAR

martes, 28 de diciembre de 2010

La tazita.

Esta mañana leyendo una revista de esas que te dan en la peluqueria para mantenerte entretenida mientras saboreaba un rico café caliente, no habia nada del otro mundo  gente contando la vida de los famosos, periodistas, algunos chistes, fotos, nunvos discos... pero en la ultima páguina habia un articulo, se titulaba "La tazita" Por alguna razon nose cual, empezé a leer:

Se cuenta que alguna vez en Inglaterra, existía una pareja que gustaba de visitar las pequeñas tiendas del centro de Londres. Una de sus tiendas favoritas era una adonde vendían vajillas antiguas.
En una de sus visitas a la tienda vieron una hermosa tacita. Me permite ver esa taza? preguntó la señora... ¡Nunca he visto nada tan fino como eso!.
En cuanto tuvo en sus manos la taza, escuchó que la tacita comenzó a hablar.
La tacita le comentó: Usted no entiende! ¡Yo no siempre he sido esta taza que usted esta sosteniendo! Hace mucho tiempo yo sólo era un montón de barro amorfo. Mi creador me tomó entre sus manos y me golpeó y me amoldó cariñosamente; llegó un momento en que me desesperé y le grité: Por favor, ya déjame en paz! Pero sólo me sonrió y me dijo: Aguanta un poco más, todavía no es tiempo.
-Después me puso en un horno. ¡Yo nunca había sentido tanto calor! Me pregunté porqué mi creador querría quemarme, así que toqué la puerta del horno.
-A través de la ventana del horno pude leer los labios de mi creador que me decían: aguanta un poco más, todavía no es tiempo.
-Finalmente se abrió la puerta. Mi creador me tomó y me puso en una repisa para que me enfriara. Así está mucho mejor! me dije a mí misma, pero apenas me había refrescado cuando mi creador ya me estaba cepillando y pintando.
-¡El olor de la pintura era horrible! ¡Sentía que me ahogaría! ¡Por favor detente! le gritaba yo a mi creador, pero él sólo movía la cabeza haciendo un gesto negativo y decía aguanta un poco más, todavía no es tiempo.
-Al fin dejó de pintarme; pero esta vez me tomó y me metió nuevamente a otro horno ¡No era un horno como el primero, sino que era mucho más caliente!
-¡Ahora sí estaba segura que me sofocaría! ¡Le rogué y le imploré que me sacara! ¡Grité, lloré!... Pero mi creador sólo me miraba diciendo aguanta un poco más, todavía no es tiempo.
-¡En ese momento me di cuenta que no había esperanza! ¡Nunca lograría sobrevivir a ese horno! Justo cuando estaba a punto de darme por vencida, se abrió la puerta y mi creador me tomó cariñosamente y me puso en una repisa que era aún mas alta que la primera. Allí me dejó un momento para que me refrescara.
-Después de una hora de haber salido del segundo horno, me dio un espejo y me dijo: Mírate! Ésta eres tú! ¡Yo no podía creerlo!... Esa no podía ser yo.
-¡Lo que veía era hermoso! Mi creador, nuevamente, me dijo: Yo sé que te dolió haber sido golpeada y amoldada por mis manos, pero si te hubiera dejado como estabas, te hubieras secado.
-Sé que te causó mucho calor y dolor estar en el primer horno, pero de no haberte puesto allí, seguramente hubieras estallado.
-También sé que los gases de la pintura te provocaron muchas molestias, pero de no haberte pintado, tu vida no tendría color. Y si yo no te hubiera puesto en ese segundo horno, no hubieras sobrevivido mucho tiempo, porque tu dureza no habría sido la suficiente para que subsistieras.
-¡Ahora tú eres un producto terminado! ¡Eres lo que yo tenía en mente cuando te comencé a formar!

Cuando terminé de leer el articulo ya habia terminado mi caliente café, pedi la cuenta y me fui de aquella pequeña cafeteria.  Saliendo ya me detuve en la puerta  esttrañada por aquello que habia terminado de leer, que por una parte si, parecia insignificante, sin importancia. Situandome enfrente de aquella cafeteria, un señor viejo que puede ver al entrar ala cafeteria salio y digo:

-Igual pasa con nosotros, Nunca nos van a tentar ni a obligar a que vivamos algo que no podamos soportar sabiendo lo que esta haciendo cada uno de nosotros. Nos amoldan y nos dan forma para que llegemos a ser una pieza perfecta.

2 comentarios:

  1. Muy bello artículo , Sandra . Me ha encantado , gracias

    Un saludo :D

    ResponderEliminar
  2. Gracias Leo,inspiracion jajajaj
    Un abrazo :)

    ResponderEliminar